Pepto-Bismol, también conocido como subsalicilato de bismuto, es un antiácido y un remedio gastrointestinal para los humanos. También puede utilizarse en perros con malestar estomacal.

A pesar de lo eficaz que puede ser el Pepto-Bismol para los caninos, es fundamental administrar la cantidad adecuada. Si a tu cachorro le duele la barriga, debes saber cuánto Pepto dar a un perro para tratarlo adecuadamente.

Cuánto Pepto dar a un perro y cómo administrarlo

Las dosis de Pepto-Bismol dependen en gran medida del peso y del tipo de bismuto. Podríamos empeorar el estado de nuestra mascota si no sabemos qué cantidad de Pepto dar a un perro.

Dosis de Pepto líquido para perros

La mayoría de los veterinarios coinciden en que debe administrarse una cucharadita de Pepto por cada 4,54 kg (10 libras).

Por suerte, administrar Pepto a una mascota es bastante fácil. Simplemente utilizamos una jeringa de plástico sin aguja y liberamos el bismuto en la parte posterior de la lengua de nuestro perro. Después, hay que sujetarles el hocico durante algún tiempo para que traguen el líquido.

Su perro debe seguir un curso de 6 a 8 horas por toma. En cualquier caso, interrumpa el tratamiento y busque otras soluciones si no se recupera en dos días.

Dosis de Pepto masticable para perros

Dar Pepto masticable a un perro es mucho más complicado que su homólogo líquido.

En cuanto a la dosis, debe dar a su mascota 8,5 mg de Pepto masticable por cada 0,45 kg (1 libra). Un comprimido masticable pesa 262 mg, por lo que necesitarás un comprimido entero por cada 30 libras (13,6 kg). Puede resultar bastante confuso calcular la dosis perfecta.

Para mayor consternación, es posible que los perros no se coman los comprimidos. Los perros son lo suficientemente inteligentes como para darse cuenta de cuándo estás intentando darles medicamentos. Como la comida no funciona como señuelo, puedes probar un enfoque más directo.

Coloque el Pepto en la parte posterior de la lengua de su mascota y cierre su boca brevemente. A continuación, acaricia la garganta de tu perro con suavidad o sóplale la nariz para que trague. Este método también es útil para otros tipos de medicamentos.

¿Cuándo hay que dar Pepto a un perro?

El Pepto-Bismol debe administrarse a los perros cuando sus estómagos están irritados y por ninguna otra razón. De hecho, las investigaciones han demostrado que el subsalicilato de bismuto funciona muy bien como antinauseante para perros.

Ten en cuenta que debemos saber si estamos hablando de un malestar estomacal o de otra condición. Por ejemplo, es posible que tu perro vomite no porque esté enfermo, sino porque tiene algo atascado en la garganta.

Es mejor esperar algunas horas, posiblemente medio día, antes de utilizar Pepto o cualquier otro medicamento de venta libre. Mientras tanto, puedes dar a tu perro alimentos que alivien su estómago, como el caldo de huesos y la calabaza en lata.

¿Cuándo debo evitar el Pepto para un perro?

https://img.freepik.com/foto-gratis/perro-solitario-solo_1388-275.jpg?t=st=1650916530~exp=1650917130~hmac=9b6ed9e2601e017b7c2d898a8ac74357f714616dd0a2cee9670239f5046554d4&w=740

Si su mascota cumple una de estas condiciones, evite usar Pepto.

Su perro tiene una enfermedad en curso

Cuando su perro está transitando algún tratamiento médico, dar Pepto puede resultar una mala idea.

Los medicamentos pueden interactuar dentro del estómago, y algunos no van bien con otros. En el caso de Pepto, sus componentes disminuyen la eficacia de los antibióticos. Además, el Pepto, junto con otros medicamentos, podría producir una úlcera gastrointestinal.

Debido a que muchos otros tratamientos tienen efectos negativos cuando se combinan con Pepto, es mejor evitarlo del todo. Más vale prevenir que curar.

Su mascota está embarazada o amamantando

El subsalicilato de bismuto, el principal componente de Pepto, es especialmente perjudicial para las perras embarazadas y lactantes. Consulte con su veterinario antes de administrar al suyo cualquier tipo de tratamiento. El Pepto no es el único medicamento peligroso durante el embarazo.

Su perro sufre un trastorno hemorrágico

Es cierto que este medicamento sólo es tóxico si no sabes qué cantidad de Pepto dar a un perro, pero las mascotas con un trastorno hemorrágico son otra historia.

El ingrediente principal de Pepto puede empeorar el trastorno hemorrágico de un perro: un sistema inmunitario débil no soportará una dosis de subsalicilato de bismuto. Además, es aconsejable evitar Pepto si su mascota sufre de hemorragia gástrica.

¿El Pepto tiene efectos secundarios?

https://images.unsplash.com/photo-1440484433300-c3317c44152e?ixlib=rb-1.2.1&ixid=MnwxMjA3fDB8MHxwaG90by1wYWdlfHx8fGVufDB8fHx8&auto=format&fit=crop&w=955&q=80

Siempre que se sepa qué cantidad de Pepto hay que dar a un perro, los efectos secundarios de este medicamento son bastante leves. Tenga la seguridad de que no suponen una amenaza para la vida.

El Pepto puede provocar el ennegrecimiento de las heces y la lengua, lo que suele ser un signo de una afección gastrointestinal grave. No obstante, si no aparecen otros síntomas, como la deshidratación, no hay de qué preocuparse.

Otro efecto secundario del Pepto es el estreñimiento. El medicamento podría ser demasiado eficaz, haciendo que los excrementos de su perro sean demasiado duros.

Los síntomas de la intoxicación por Pepto

Por el contrario, la intoxicación por Pepto no es nada leve.

Una sobredosis agravará con toda seguridad los problemas estomacales de su perro. Poco después de una ingesta excesiva, es muy probable que su mascota sufra los síntomas más comunes de las enfermedades gastrointestinales. Entre ellos están la deshidratación, el dolor abdominal, la hemorragia gástrica y la falta de apetito.

En cualquier caso, siempre que tengas en cuenta la cantidad de Pepto que debes dar a un perro, está bien que le des al tuyo. Cabe mencionar que el Pepto-Bismol es venenoso para los gatos en cualquier dosis. Sólo adminístrelo a su mascota si se trata de un perro con malestar estomacal.